top of page
Sin título-3-02.png

El periodismo esta bajo ataque en CA "debemos unirnos", resaltan periodistas de Guatemala


En el actual gobierno se han utilizado “practicas oscuras” con el objetivo de limitar el trabajo periodístico” señala Sonny Figueroa periodista guatemalteco.

Por: Redacción Intertextual

contacto@intertextualcr.com




Así como en Nicaragua que, durante tres años desde abril 2018, se vive una crisis sociopolítica y el periodismo independiente de Nicaragua se encuentra "bajo un feroz ataque" por parte del Gobierno del presidente Daniel Ortega, que mantiene a cuatro periodistas encarcelados, mientras decenas de comunicadores han decidido huir del país por motivos de seguridad y el asesinato de un periodista. En el país de Guatemala, según Marvin del Cid y Sonny Figueroa, “no avanza el respeto a los derechos fundamentales de los ciudadanos, y es de preocupación el retroceso en la libertad de expresión y de prensa”.


En un informe presentado el 03 de mayo, Día Mundial de la Libertad de Prensa, llamado “Guatemala contra la prensa y la libertad de expresión, se realizó una sistematización durante de los últimos tres gobiernos. “En el mismo se reflejan estadísticas de agresiones a periodísticas, ataques a la libertad de expresión, asesinatos de colegas periodistas. En este informe damos a conocer hechos de como la libertad de prensa ha sido constantemente atacada a lo largo de los últimos tres gobiernos (En Guatemala), este informe puede consultado en línea”, refiere Marvin.



Aquí puede leer el informe que presentaron en Guatemala. https://articulo19.org/informeguatemala/

En este informe, queda reflejado como el gobierno no respeta la libertad de prensa en Guatemala, secunda a Sonny Figueroa a su colega, afirmando que la libertad de prensa es bastante complicada en su país. “Desde el pasado se han utilizado prácticas para intentar limitar esa libertad de expresión que tiene la ciudadanía y de los periodistas que la utilizamos cuando hacemos nuestro trabajo.


Marvin del Cid, sugiere a periodistas de la región centroamericana “la unión para buscar soluciones” a la violencia que están sufriendo los periodistas y medos de comunicación y exigir a Organizaciones Internacionales como la OEA, la relatoría Libertad de expresión de La Comisión Interamericana de derechos Humanos, organizaciones de prensa de cada uno de los países, que se pronuncien.



Por su parte Figueroa, dice que lo mismo que está sucediendo en su país Guatemala, esos atropellos a la libertad de expresión y violaciones de derechos humanos también están sucediendo en otros países como en Nicaragua, Honduras, entre otros, exhorta. “Lo que necesitamos como gremio periodístico en la región en esos cuatro países... tenemos que llegar a la reflexión que es importante contar lo que está ocurriendo en nuestros lugares, porque nos importa y nos afecta... No solo tenemos que hablar de nuestros países, también contar lo que ocurre en los países vecinos," finalizó diciendo el investigador periodístico.




Marvin Del Cid y Sonny Figueroa, destacados periodistas de investigación del país vecino Guatemala, en agosto del corriente año publicaron el libro “Yo no quiero ser reconocido como un hijueputa más", "un nombre que para quienes no son de Guatemala no entenderíamos el significado, pero los escritores en el interior de sus páginas lo dejan claro"resaltaron. El libro contiene quince reportajes que ofrece una radiografía de la actual administración gubernamental y los actos de corrupción cometidos por el gobernante y sus allegados valiéndose de sus posiciones públicas.


Sonny Figueroa, refiere que el titulo entrecomillado del libro “Yo no quiero ser reconocido como un hijueputa más”, "es como el mantra que usaba Alejandro Giammattei durante su campaña en el proceso electoral de 2019. Para hacer pensar a sus fanáticos y quienes escucharan sus discursos o entrevistas, que en su gobierno no iba a existir corrupción, ni abusos de poder,” añade.

“Yo no quiero ser reconocido como un hijueputa más en la historia de este país, porque de esos estamos cansados; de esos, que han desmerecido la palabra político. Hoy, ser político significa ser ladrón, mentiroso, corrupto, pajero, transero, traidor, coche, maldito, desgraciado, hijo de su madre. ¿Por qué el político no puede ser justo, honesto, capaz, decente, trabajador, que ama a su comunidad, a su país?” ... Expreso el 12 de julio de 2019 Alejandro Giammattei en eldepartamento de Chiquimula, Guatemala.


Las investigaciones de Cid y Figueroa y otras periodistas periodísticas en Guatemala han demostrado lo contario a ese discurso que se empeño es sustentar Giammattei antes de ser electo. “Ni siquiera ha cumplido dos años y se han destapado a raíz de su gobierno, por los medios de comunicación por los periodistas valientes de Guatemala casos de corrupción, que involucran a su persona y su núcleo más cercano,” aseveró Figueroa.



Según Marvin

de Cid, esa frase que utilizó el presidente de Guatemala fue utilizada en varias campañas anteriores, para querer demostrar que no iba a ser como otros presidentes en el país, que dejaban una historia de corrupción y pobreza en el país. “Recordemos que Guatemala es uno de los países más empobrecidos de América Latina, uno de los más violentos del mundo y con una población con los índices de desnutrición más alta de la región a parte de ellos el 60 % de la población vive en condiciones de pobreza. Por lo tanto, la esperanza que tenemos los guatemaltecos cada cuatro años es que esa realidad cambie.” Sin embargo, esta crisis se está agudizando día con día, dice el periodista.


A lo largo de la lectura del libro “Yo no quiero ser reconocido como un hijueputa más” se encuentran 15 reportajes publicados en los medios digitales Artículo 35 y Vox Populi que describen lo acontecido en 12 meses de gestión del actual gobierno guatemalteco.


En el actual gobierno se han utilizado esas “practicas oscuras” con el objetivo de limitar el trabajo periodístico.” destacan los periodistas.


Figueroa denuncia que funcionarios de la delegación del presidente Alejandro Giammattei han utilizado, la ley contra el femicidio, para “criminalizar a los periodistas” con el objetivo que el periodismo independiente de Guatemala, deje de publicar investigaciones periodísticas que involucren a funcionarios del Estado.


En Guatemala, se han presentado denuncias en contra de otros periodistas y medios de comunicación, utilizando la ley de femicidio y otros delitos para acallar su trabajo de prensa. “Tenemos que enfocar nuestras energías en defendernos” señalan ambos periodistas entrevistados.


Durante su primer año, el gobierno del presidente Alejandro Giammattei en Guatemala ha atacado a los medios de comunicación con una retórica beligerante y acusaciones falsas, señalaron Human Rights Watch y el Comité para la Protección de Periodistas (Committee to Protect Journalists, CPJ).



El inició de la pandemia de la Covid-19 recrudeció los ataques contra el periodismo y la libertad de expresión, limitando el trabajo de hombres y mujeres de prensa “El gobierno de Guatemala debe brindar la información precisa y oportuna necesaria para la protección y promoción de derechos fundamentales, y garantizar el derecho de los periodistas que cubren la pandemia y acontecimientos políticos a trabajar de manera segura”, expresó Natalie Southwick, coordinadora de programas de América Central y del Sur del CPJ.


Southwick añadió en su pronunciamiento “En lugar de hostigar a periodistas o de limitar su trabajo, las autoridades deberían concentrarse en investigar las amenazas contra la prensa, proporcionar información de salud pública esencial y permitir que los periodistas trabajen”.

bottom of page