top of page
Sin título-3-02.png

Piden cadena perpetua para uno de los asesinos de las hermanitas de Ciudad Belén


Por: Redacción Intertextual/ contacto@intertextualcr.com


Prisión perpetua, solicitó la Fiscalía, para Alfredo Lara Ortiz de 19 años, uno de los involucrados en el asesinato de las hermanitas de iniciales  I.J..U.,  de 7 años y  M.J.U de 10,  quienes habitaban con sus padres en el barrio Ciudad Belén, de la capital Managua.


La petición la hizo la fiscalía, luego  que la jueza del Juzgado Segundo de Distrito Especializado en Violencia de Managua,  Aleyda María Irías, declara culpable a Lara Ortiz por el delito de asesinato agravado y violación a menores de 14 en grado de tentativa, en perjuicio de una de las hermanitas de iniciales  I.J.U de 7 años y M.J.U. de 10.


Según el expediente judicial, la fiscalía  también solicitó imponer 10 años de cárcel a Lara Ortiz, por la tentativa de violación en perjuicio de la niña I.J.U., a quien le privó la vida asfixiándola con una toalla.

En el juicio que culminó ayer la jueza  también declaró culpable a  Alison Yaoska Salgado Rugama de 18 años, pareja de Lara Ortiz, por cómplice de ambos delitos.


Por cómplice del asesinato,  las fiscalía pidió 30 años de cárcel, por  cada una de las niñas y 20 por el intento de violación en perjuicio de cada una de las hermanitas. Un adolescente de 15 años, hermano de Alison, también está enfrentando un juicio por asesinato agravado y violación en grado de tentativa en perjuicio de las niñas.


El acusado de iniciales, A. E. S.R., está siendo procesado en un juzgado especializado en adolescentes.

Según el expediente judicial, las hermanitas  fueron reportadas como desaparecidas la noche del 2 de septiembre que salieron de su casa en compañía de otra niña que llegó a invitarlas a una vigilia.


Las niñas habrían salido poco antes de las nueve de la noche sin autorización de la mamá  y a las 10:20 de la noche, un testigo la vio que estaban sentadas en las gradas de un gimnasio, cerca de la casa donde habitan los tres acusados.


Al ver que estaban solas y que la gente estaba concentrado en la vigilia, el adolescente llamó a la niña de 10 años con la intención de violarla. En ese momento su hermanita la siguió y cuando ingresaron a la casa, el adolescente intentó  ultrajar sexualmente a  M.J.U.


Sin embargo la niña trató de defenderse y mientras forceajaba con  su agresor, le aruñó el pecho y los brazos.  También le mordió la espalda y ante la resistencia de la víctima le privó la vida golpeándolo en la cabeza con un bloque.


En la habitación de la casa Lara Ortiz , también pretendía agredir sexualmente a la hermanita menor y cuando ella comenzó a llorar le cubrió la boca con la toalla, hasta privarle la vida por asfixia mecánica.


Según la acusación, mientras su hermano y su pareja cometían el crimen ella vigiliba la casa y luego les ayudó a envolver los cuerpos de las niñas en un colchón y las fueran a dejar a un predio montoso ubicado en el mismo barrio.


Los cuerpos de las niñas fueron encontrados la noche del 5 de septiembre.

En el juicio  contra la pareja fueron determinantes las pruebas genéticas ya que se encontró ADN del adolescente en los trozos de tela que usaron para amarrar y  envolver el colchón y en la faja de Alison. También la versión de testigos que vieron a las niñas sentadas a las 10:20 de la noche cerca de la casa de los acusados.


bottom of page