top of page
Sin título-3-02.png

Consejo de Ancianos de la Muskitia: “No hay mucho para celebrar”


Foto referencia.

Por: Redacción Intertextual/ contacto@intertextualcr.com

El Consejo de Ancianos de la Muskitia, se pronunció en ocasión del Día Internacional de los Pueblos Indígenas destacando que, “no hay mucho para celebrar, no hay razones para la alegría. Pero hay mucho para pensar, para analizar, para plantearnos nuestro futuro común.”


Audrey Azoulay directora general de la Unesco, mencionó que esta fecha debe ser la oportunidad para “celebrar estas comunidades y sus conocimientos.” También enfatizó que en este año esta efeméride mundial “gira en torno a la elaboración de un nuevo contrato con los indígenas, que esté fundado en los derechos humanos y el respeto a la diversidad cultural y que no deje a nadie atrás."


Los pueblos indígenas comparten desafíos al momento de defender el reconocimiento y protección de sus derechos fundamentales. Son una población vulnerable y la más perjudicada tanto en Nicaragua como en todo el mundo. En este día que se reconocen esos derechos es necesario según la UNESCO que la comunidad internacional “reconozca que se necesita medidas especiales para proteger sus derechos, mantener sus culturas y sus vidas.” Por eso, es necesario crear conciencias sobre la situación de estas comunidades vulnerables.


Por su parte Amaru Ruiz, director de Fundación del Río, defensor de derechos humanos de las comunidades indígenas y ambientalista denunció que en este día “en Nicaragua no hay mucho que celebrar por un régimen Ortega Murillo que está promoviendo el saqueo y despojo de sus territorios.”


Según Ruiz, Nicaragua, es el país que tienen más concesiones Mineras en territorios indígenas y afrodescendientes en la región, “Existen 141 concesiones de mineras la mayoría otorgadas por el régimen de Ortega Murillo.”



Otras de las condiciones que ha afectado a estas comunidades, es el cierre de más de 1500 organizaciones gubernamentales en Nicaragua, justificando que incumplen con los reglamentos de ley o normas de transparencia sobre la administración de recursos financieros. Amaru Ruiz, menciona que de todas las organizaciones ilegalizadas por el reelecto gobierno, “ha cancelado más de 75 organizaciones indígenas y que trabajaban con pueblos indígenas y afrodescendientes.”


Por si fuera poco, la brutal represión y falta de autoridades que vele por las comunidades indígenas, después de reiteradas denuncias de invasiones de Colonos ha dejado un gran número de personas asesinadas crímenes que han quedado impunes. El ambientalista denunció que, “desde el 2020 se han contabilizado más de 31 asesinatos a indígenas y afrodescendientes solo en el territorio Mayagna Sauni As”, pero la lista es más larga.

Fundación del Río Presentó un informe ante El Comité Contra la Discriminación Racial, en Ginebra, donde exponen su precaución contra los asesinatos en las comunidades indígenas y afrodescendientes; la situación y afectaciones con las concesiones mineras que ha otorgado el régimen Ortega Murillo y la falta de acceso a la justicia de estas comunidades.


Ruiz menciona, "mañana 10 de agosto se desarrollará una sesión con este Comité donde se espera la participación del Gobierno Ortega Murillo".

El director de Fundación del Río desde Ginebra expresa el, “compromiso que tienen con la defensa y las lucha de las comunidades indígenas y afrodescendientes”, exponiendo que estas, “no pueden salir del país por las restricciones migratorias por las cancelaciones a la libertad de asociación”.

El Consejo de Ancianos de la Muskitia se pronunció en ocasión del día internacional de los pueblos indígenas y recalcó que,” no hay mucho para celebrar, no hay razones para la alegría. Pero hay mucho para pensar, para analizar, para plantearnos nuestro futuro común.”


Estos comunitarios, llaman a la reflexión y análisis del estado actual de las comunidades y de cada pueblo indígena, bosque y río de cada territorio. En el comunicado expone que a pesar del reconocimiento de sus derechos colectivos básicos en la Constitución politica de Nicaragua y con la aprobación de la Ley 445 Ley de Régimen de propiedad comunal de los pueblos indígenas y comunidades etnias de la región autónoma de la Costa Atlántica de Nicaragua y de los ríos Bocay, Coco, indio y Maíz, “La situación de nuestras comunidades es compleja, insegura y una vida digna es inviales sin la garantía plena de nuestros derechos básicos,” denunciaron.


También expusieron con preocupación la invasión de los colonos y la impunidad de los delitos, la imposición de autoridades paralelas y la promoción de proyectos mineros sin consultas ni salvaguardas ambientales, jurídicas y sociales. añaden “el hambre, la inseguridad y la zozobra forman parte de la violencia y la incertidumbre diaria que viven centenares de familias indígenas.”


El comunicado va dirigido principalmente a los liderazgos a reflexionar sobre la historia de resistencia de esas comunidades indígenas y exhortan “Hoy más que nunca necesitamos fortalecer nuestros valores culturales y defender los principios básicos que determinan nuestra identidad de pueblos originarios.”


En este día el Consejo de Ancianos de la Muskitia hizo un llamado al Estado de Nicaragua a cumplir con sus responsabilidades en cuanto a respetar sus derechos y garantizar las condiciones de autonomía plena. Solicitaron que además cumpla con, “sanear los territorios indígenas invadidos y hacer justicia con aquellos actos y actores que han afectado la integridad y la seguridad en nuestros territorios, nuestras comunidades y nuestras costumbres.”

Manos Unidas organización no gubernamental española que trabaja en colaboración con más de 85 países incluyendo Nicaragua, en el marco del día internacional de los pueblos indígenas denunció, una “creciente violencia” que sufren los pueblos en América, así como la constante presión que soportan sus territorios a consecuencia de “actividades extractivas como la minería, la industria maderera, el agronegocio y los grandes proyectos energéticos.”


Según un informe de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), los territorios indígenas abarcan solo el 22% de la superficie terrestre, pero albergan el 80% de la diversidad biológica del planeta, lo que convierte a los pueblos indígenas en los mejores custodios de los ecosistemas y los recursos naturales. Sin embargo, la misma FAO, destaca que ese mismo reconocimiento internacional “no ha conllevado un mayor respeto a los derechos de las comunidades y sus territorios, ni una mejor protección ante los ataques que sufren por parte de actores relacionados con actividades extractivistas de estados y empresas.”

bottom of page